laos

laos

guía práctica para viajar por Laos

Laos es un destino que pocas veces se me pasó por la cabeza pero al planear nuestra ruta por Tailandia-Laos-Camboya me dije: ¿y porqué no Laos? Así que… lo sumamos al itinerario. Al no tener tanto tiempo y tras investigar bastante, nos decidimos por centrarnos en la zona Norte del pais y dejar la zona Sur para otra ocasión. De esta forma tuvimos la oportunidad de visitar: Luang Prabang, Vang Vieng y Vientiane, ciudades que combinan templos, cataratas, paisajes de ensueño, mercaditos nocturnos, mucha fiesta y ciudades con encanto. ¿Te gusta la idea? Sigue leyendo!

_PREPARATIVOS_

*VISADO: El visado para entrar en Laos, como en Camboya, es una “visa on arrival”, es decir, un visado que se tramita directamente en el aeropuerto cuando entramos al país (o en la frontera si entramos por tierra). Para tramitar este visado es necesario: el formulario de inmigración que os darán en el avión o que encontraréis en el mismo lugar de los visados, una foto carnet reciente, 30$ (sí, dólares americanos – aunque la cantidad depende de tu nacionalidad) y tu pasaporte (con validez de más de 6 meses y mínimo una hoja completa en blanco). Tras hacer una pequeña cola entregaréis todos estos documentos en una ventanilla y en menos de 5 minutos tendrás un visado de hoja completa en tu pasaporte. A partir de entonces tendrás 30 días para recorrer el país 🙂

*SEGURO MÉDICO: Es recomendable tener un seguro médico que cubra cualquier tipo de accidente y enfermedad que pueda ocurrirte durante tu viaje por Laos, sobre todo si tienes pensado alquilar moto, hacer buceo o simplemente para estar tranquilo. Yo tengo un seguro con Allianz más un seguro que tiene mi seguro médico alemán (Technische Krankenkasse). En el post de consejos de viaje os cuento más sobre este tema.

*VACUNAS:  No hay ninguna vacuna obligatoria para ir a Laos pero lo mejor es ponerse en contacto con el Centro de Vacunación Exterior para que recomienden qué vacunas hay que ponerse dependiendo del tipo de viaje y de qué zonas se vayan a visitar. Si vienes de un país de riesgo de fiebre amarilla sí será obligatorio una vacuna. En todo el sudeste asiático abundan los mosquitos, algunos de los cuales pueden transmitir la malaria, pero en las zonas más turísticas apenas hay riesgo. El medicamento más conocido contra la malaria se llama “Malarone” y el tratamiento hay que seguirlo a rajatabla, aunque hay gente a la que le sienta mal. No es obligatorio, por lo que es decisión propia tomarlo o no. Por suerte en Alemania venden uno similar llamado “Lariam” (en España ya no lo venden) y sólo se toma una vez a la semana por lo que no hicimos el tratamiento pero nos llevamos una caja por si nos daban síntomas (así me lo recomendó mi médico de cabecera). Eso sí, si se decide no tomarse nada hay que ir siempre embadurnado de repelente de mosquitos! Esto último es MUY importante! Goibi o Relec extrafuerte son los que nosotros usamos, ya que hay MUCHOS mosquitos (tanto en zona de selva como zona de playa) y puede llegar a ser algo tedioso y peligroso.

*BOTIQUÍN: En cualquier viaje al sudeste asiático es recomendable llevar, como mínimo: paracetamol, algo para el constipado, antidiarreico, betadine, tiritas, algo para las digestiones pesadas si sufres del estómago y un buen repelente de mosquitos.

*MONEDA: La divisa en Laos es el Kip (cuyo símbolo es KN o LAK). Como podéis leer en los consejos de viaje nunca llevo dinero en efectivo cuando viajo sino que saco dinero en cualquier cajero en la ciudad de destino, y así lo hicimos en nuestro viaje en Laos. En el mismo aeropuerto podéis encontrar muchos cajeros automáticos (ATM) que seguramente os cobre entre un 2% y un 10% de comisión. Si tenéis pensado pagar algo con tarjeta, preguntad antes cuál es la comisión que os van a cobrar ya que no suele ser especialmente baja. En todas las ciudades en las que estuvimos hay cajeros por doquier así que sacar dinero nunca fue un problema. El cambio en Diciembre de 2017 era: 10.000 Kip = 1 €, así que hacer las cuentas era relativamente fácil 😉

*EQUIPAJE: Como os comentaba en el post equipaje mochilero mi consejo principal es que llevéis mochila y NO maleta. Tanto si lleváis el alojamiento reservado como si no, tanto si os movéis en taxi, tuktuk o bus mi recomendación es que llevéis mochila. ¿Qué meto en la mochila? Lo primordial que hay que saber es que para visitar los templos hay que llevar una vestimenta adecuada: cubrirse las rodillas, hombros y descalzarse. Es por esto que llevar pantalones largos tipo bombachos (para ellas) y bermudas (para ellos), un pareo o camisetas de manga corta, así como chanclas para descalzarse rápido hará tu visita mucho más tranquila. En cada uno de los destinos os iré contando un poco más sobre este tema.

*IDIOMA: En Laos se habla laosiano (o idioma lao) del cual evidentemente ni se entiende nada de nada! Peeeero, todos hablan un poquito de inglés y la mayoría de cosas que necesitaremos saber también están escritas en inglés. Mi consejo principal: hablar un inglés MUY básico (como indios, vaya) para que os entiendan bien y evitar confusiones 😉 Si chapurreas algo de francés igual y puedes practicarlo porque Laos fue colonia francesa y algunos carteles están en francés.

*CORRIENTE ELÉCTRICA: Por suerte para los que vivimos en Europa los enchufes son de 2 clavijas redondas así que no necesitaremos adaptadores! Yuhu, una cosa menos para la mochila!

*HUSO HORARIO: Laos está situado en la zona horaria GTM +7, por lo que estaremos a 6 horas más que en España. Lo mejor es que en todo el viaje no tuvimos que cambiar relojes ya que los 3 países tienen el mismo huso horario!

*RELIGIÓN: Laos es mayoritariamente budista por lo que os encontraréis a muchos monjes por la calle con su vestimenta naranja y todo el mundo dejando ofrendas en los templos. Es un país en el que hay que respetar su religión (como en todos los lugares, en mi opinión) así que porfavor, seguid las normas de todos los templos y lugares que para ellos sean sagrados, tanto cubriéndose las rodillas como descalzándose cuando sea necesario.

*SEGURIDAD: Los laosianos son gente sumamente amable y sonriente que harán lo posible por que tengas una buena estancia. El país en general me pareció muy seguro; sin embargo, cuando vayamos a lugares concurridos o visitemos un mercado, lo mejor es colocarse la mochila por delante y estar un poco atentos. Pero, sobre todo, evitad encontronazos con locales y sed siempre amables 🙂

_CÓMO LLEGAMOS_

Nosotros entramos en Laos a través del Aeropuerto internacional de Luang Prabang (LPQ) en un vuelo proveniente de Chiang Mai (Tailandia), mientras que salimos del país laosiano a través del Aeropuerto Internacional Wattay (VTE), en Vientiane, con destino Nom Pen (Camboya).

Nuestra ruta completa por Laos fue:

  • Chiang Mai (Tailandia) – Luang Prabang (Laos) con Lao Airlines
  • Luang Prabang – Vang Vieng en Van compartida
  • Van Vieng – Vientiane en Van compartida
  • Vientiane – Nom Pen (Camboya) con Lao Airlines

*Tourist Fee: En ningún lugar de Laos tuvimos que pagar una tasa de turista ni nada parecido.

_TRANSPORTE ENTRE CIUDADES_

Aunque esto depende de las ciudades que vayáis a visitar, a continuación os cuento las opciones para moveros entre ciudades:

  • Avión: el país es muy alargado pero como seguramente visitaréis la zona Norte y/o la zona Sur, la opción de volar la usaría para: entrar y salir del país y para viajar de la zona Norte a la Sur (o viceversa). Ir de una zona a otra por tierra puede llevar hasta 18 horas (y mucha paciencia) aparte de que probablemente tendréis que atravesar Tailandia, lo que complica el trayecto por el tema de los visados. Nosotros, como os decía más arriba, sólo viajamos para entrar y salir del país.
  • Van o Mini-bus: es la opción que más se usa para moverse entre ciudades de la misma zona. Las distancias no suelen ser muy grandes (entre 4 y 6 horas) así que los trayectos son amenos. Hay Van casi a cada hora (aunque el precio puede variar mucho dependiendo de este horario) así que tenéis mucha flexibilidad. Nunca reservamos nada por anticipado y los billetes se pueden comprar en cualquie hostal o agencia de viajes el día anterior. Los precios suelen ser bastante estándar así que no perdáis mucho tiempo yendo de una agencia a otra y reservarlo donde mejor os venga. En cada destino os cuento un poco más sobre este tema y cómo nos organizamos nosotros. El punto bueno de la Van es que te recoge en el hostal y te deja (como mínimo) en el centro de la ciudad.

_ALOJAMIENTO_

Tras nuestros viajes a Indonesia y Myanmar ya iba mentalizada de que el alojamiento iba a ser…complicado. Hay muchísimas opciones de alojamiento y para todo tipo de bolsillos. Nosotros no somos mucho de alojarnos en hoteles 5* o gastar mucho en hoteles, así que buscamos algo con las 3B: bueno, bonito y barato. Bueno, mejor dicho: sencillo, decente y asequible! Todos los hostales o Guesthouse los reservamos a través de Booking, donde tenemos la opción “nuestros destacados” para ver qué es lo mejor en precio/calidad.

Siempre nos alojamos en habitaciones dobles con baño privado y con aire acondicionado o ventilador. Eran nuestros (bueno, mis) únicos requisitos. No íbamos a alojarnos en lo más caro, pero tampoco en lo más cutre (o eso pensábamos).

Como consejos o curiosidades os comento:

  • No existe plato de ducha en el baño, ni cortina (en todo el viaje nunca ví una bañera o un plato de ducha) así que después de ducharse todo el baño queda empapado por lo que recomiendo llevarse chanclas y no asustarse.
  • En la mayoría dan una pastilla de jabón y en algunos también un sobre de champú.
  • El WiFi en muchos hoteles va bastante regular o sólo funciona en la recepción…paciencia.
  • Los desayunos en todos los hoteles suelen consistir en: café, zumo, fruta, tostadas y huevo (frito, revuelto o tortilla) y a veces un pancake, así que no os decidáis por un hotel sólo porque ponga que incluye desayuno!
  • No os fieis mucho de las fotos que aparecen en las webs, muchas de ellas o son muy antiguas o nada tienen que ver con la habitación que os van a dar! Doy fe de ello!

Estos fueron nuestros hoteles en Laos:

LUANG PRABANG

Vanvisa Guesthouse

Precio: 14.30€/noche. Nos alojamos 3 noches.

La localización es buena ya que se llega a todos los lugares de interés caminando y está muy cerca del río, donde siempre íbamoms a cenar. El personal es amable y vive en el mismo edificio. La habitación es sencilla: cama, espejo y mesitas. El baño también es simple, tipo tailandés. El desayuno no está incluído pero tienen 3 menús a elegir con buenos precios. Sino, a 5 minutos caminando (en el río) hay muchos restaurancitos. Y tienen una costumbre muy asiática: descalzarse antres de entrar al hostal.

VANG VIENG

Chillao Youth Hostel

Precio: 17.5€/noche. Nos alojamos 2 noches.

Buscamos un hostal que tuviera algo de ambiente y que estuviera en el centro…ERROR. Vang Vieng es diminuto por lo que la localización dudo que sea un problema sea donde sea que te alojes. Hay fiesta en cualquier rincón, así que no hace falta que el vuestro sea EL LUGAR de la fiesta. En booking lo vendían muy bien, pero desde luego no fue una idea acertada. El personal es muy amable, tienen servicios de todo tipo (organizan excursiones, tienen lavandería, alquilan motos, hacen fiestas…) y el desayuno está incluído (aunque es bastante penoso: huevo o pancake, tostadas y café, que a mí me sentó fatal y estuve 2 días sin probar bocado). Cada noche hay fiesta en la zona común con la música altísima por lo que descansar puede ser complicado. La habitación está bien, aunque curiosamente no tienen sábanas para taparse (nos dieron una sábana bajera para taparnos….!!). No sé cómo serán el resto de hostales pero este, a no ser que vengas sólo de fiesta, no lo recomendaría.

VIENTIANE

Dream Home Hostel 2

Precio: 21€/noche en Bungalow. Nos alojamos 2 noches.

La localización no es la ideal (aunque se llega a muchos lugares caminando), pero nosotros alquilamos una moto por lo que ésto nunca fue un problema. El personal (un chico local joven con muchas ansias de hacer amigos) es muy amable. Tienen servicio de lavandería, organizan tours y visados y cualquier cosa que necesites. El desayuno está incluído (huevos o pancake, una banana y café o té). La habitación está bastante bien, simple, como el baño. Aquí también hay que descalzarse antres de entrar al hostal…a lo que uno se acaba acostumbrando durante un viaje de este estilo.

_CONSEJOS_

* MOTO: alquilamos moto 1 día en Vang Vieng para ir a visitar el Blue Lagoon y los alrededores, y también en Vientiane para visitar los templos de la ciudad y el Buddha Park. Aquí la experiencia en moto fue menos estresante que en otros lugares del sudeste asiático aunque no está de más andarse con ojo! Los precios suelen ser estándar, aunque más caro que, por ejemplo, Indonesia.

* GPS:  lo he comentado en otros post pero para orientarse en moto (o a pie por la ciudad) siempre recomiendo un móvil con Google Maps. Para usar GMaps no se necesita internet, sólo hace falta cargar el mapa de la ciudad cuando tengas internet (haz zoom en las calles y los recorridos que quieras para que el mapa completo se guarde en el teléfono). No calcula rutas pero activando la opción de “localización” (para la que tampoco se necesita internet) el teléfono te localizará (el puntito azul de google) y con eso sabrás donde estás y dirigirte a donde quieras ir. Otra variante que funciona igual que GoogleMaps es Maps.Me. Leed en consejos de viaje todas mis recomendaciones acerca de este tema!

* VESTIMENTA: En todos aquellos templos a los que entréis habrá que respetar el código de vestimenta: pantalones o faldas por debajo de las rodillas, hombros cubiertos y nada de escote. Es muy posible que haga calor, es por eso que podéis llevar pantalón corto y, cuando vayáis a entrar en un templo, poneros un pareo (hasta los tobillos) por encima. Lo mismo con las camisetas: puedes llevar una de tirantes y cuando vayas a entrar en el templo ponerte una de manga corta (sin escote) o un pareo. En Buddha Park no es tan estricto y tampoco hay que quitarse los zapatos.

_CURIOSIDADES_

** CAFÉ: como en la mayoría del sudeste asiático el café es bastante malo. Suele ser el Nescafé de toda la vida, y si quieres leche te darán leche en polvo o leche condensada.

** AGUA: como en la mayoría del sudeste asiático, el agua del grifo NO es potable, así que tendréis que estar constantemente comprando botellas de agua. Mi recomendación es que bebáis MUCHA agua para evitar dolor de cabeza y deshidratación.

** DESCALZARSE: y no hablo de quitarse los zapatos antes de entrar en un templo, sino también de descalzarse en la puerta de un hostal, una agencia de turismo o una casa tailandesa como os decía antes. Es brutal la obsesión en estos países (incluyo Tailandia y Camboya) por descalzarse. Lo consideran algo religioso y sagrado así que porfavor, sigue el ejemplo en aquellos lugares donde esté indicado o donde haya zapatos en la entrada.

** BUCKET: Tailandia no es el único lugar en el sudeste asiático donde podéis encontrar fiesta. En Vang Vieng estaréis en el lugar correcto si si lo que buscas es desenfreno. Y, como en el país vecino, encontraréis los famosos “buckets”. Se trata literalmente de un cubo donde venden una botella pequeña de alcohol (vodka, ron, gin…) junto con dos o tres latas de refresco para mezclar. En la calle los venden tal cual con las botellas, mientras que en algunos bares te lo darán mezclado. Mi consejo es que pidas que te den las botellas para mezclarlo tú mismo ya que nunca sabes qué le han podido meter. En muchos lugares encontraréis 2×1 en buckets que suelen rondar los 300-500 Baht (7,5€-13€).

_GASTRONOMÍA_

La gastronomía laosiana tiene mucha influencia francesa por lo que en muchos locales y restaurantes encontraréis baguette (de pan chicloso), sandwiches, croissants, pizzas, burgers, etc… Como comida local vimos arroces, noodles, curries…muy similar a la comida tailandesa.

En cuanto a las BEBIDAS: en todo el sudeste asiático abundan los zumos recién exprimidos y los batidos (y smoothies), muy fresquitos y sabrosos. Los hay de muchos sabores: mango, papaya, banana, fresa, melón, aguacate (aunque de este encontramos muchos menos en viaje que en nuestra querida Indonesia). Mi consejo si pedís un Fruit Shake es decir que lo queréis sin azúcar (le ponen mucha azúcar y leche condensada), así os sabrá mucho mejor! 😉

Si lo que os gusta es la cerveza en cada lugar encontraréis la famosa Beerlao, la cerveza del país. 

En cada destino os iré contando a qué restaurantes hemos ido (buenos y malos) y cuáles son mis recomendaciones.

_QUÉ HACER/VISITAR_

*LUANG PRABANG

Esta fue nuestra primera parada en Laos y la verdad es que nos encantó. Una ciudad pequeña que se puede recorrer a pie, donde se combinan Templos, cuevas, cataratas, naturaleza, mercaditos nocturnos (el mejor mercadito del mundo!) y hasta atardeceres de ensueño. Nosotros nos quedamos 3 días y estuvo muy bien ya que nos dio tiempo a hacer de todo y no aburrirnos!

*VANG VIENG

La ciudad del “tubbing” y de la fiesta. Yo personalmente no recomendaría esta ciudad ya que no hay nada que hacer más que seguir la ola de turistas tirándose por el río, yendo al Blue Lagoon (ya os contaré detallado en su post) y bebiendo hasta morir en los bares más famosos de la ciudad. Lo único que me gustó fue el día que alquilamos una moto y nos fuimos a recorrer los alrededores, disfrutando del paisaje montañoso tan similar a Vietnam. Ah, y preparáos para la ola de turistas asiáticos porque Vang Vieng está plagado y se apuntan a cualquier excursión!

*VIENTIAN

Capital del país y parada también obligatoria. Esta ciudad es mucho más grande que las dos anteriores, por lo que con ello te haces una mejor idea de cómo vive la gente local de ciudad. Vientian ofrece Palacios, Templos, el Buddha Park, mercaditos y paseos. Nosotros alquilamos una moto y lo pasamos en grande! Y no te vayas sin visitar el Centro de Visitantes COPE, donde recorrerás la brutal historia del país más bombardeado de la Guerra de Vietnam. El periódico El Mundo escribió hace poco un artículo al respecto. Recomiendo pasar 2 o 3 días en esta ciudad para sumergirse en la vida de los locales.

 

Espero que esta pequeña introducción os haya servido para ir preparando vuestra ruta! Os confieso que Laos no fue un país que me enamorara (en comparación con otros en los que hemos estado), pero sí diría que merece la pena aunque sea pasar una semana y verlo con nuestros propios ojos! En el siguiente post os detallo cada uno de los destinos. Estos serán los enlaces:

+ Luang Prabang – y nuestro primer contacto en Laos

+ Vang Vieng – el lugar del tubbing y la fiesta

+ Vientiane – la gran ciudad laosiana

 

Y tú, ¿has estado en Laos? ¿Estás pensando en ir o incluirlo en tu ruta? En poco tiempo os compartiré las fotos para poneros los dientes largos o que os acabéis de decidir! 😉

Anuncios

tailandia-laos-camboya

ruta por tailandia-laos-camboya

Estas Navidades hemos decidido no pasar nuestras vacaciones ni en España ni en México, sino haciendo lo que más nos gusta: viajar. Este año hemos conseguido acumular 1 mesecito de vacaciones (y la paciencia de mi jefe) así que era el momento idea para hacer un viaje grande, de esos que nos gustan a nosotros. En un principio nos íbamos a limitar a Tailandia y Laos o Camboya, pero nos conseguimos organizar para poder visitar los 3 países en 4 semanas. Quizás un poco-demasiado, pero somos culos inquietos, qué le vamos a hacer! He de confesar que el destino Tailandia es el que menos me seducía, peeeero….retiro lo dicho porque es un país increíble!

_PREPARATIVOS_

Creo que éste ha sido, con diferencia, el viaje que más me ha costado planear. En un principio pensamos en ir sobre la marcha como hicimos en las 2 semanas y media en Myanmar (reservar vuelos internacionales, primera noche de hotel y listo) pero al decidir volar entre países en vez de coger autobuses o trenes, nos empezó a limitar el ser flexibles. Luego empezamos a mirar el alojamiento y vimos que, por ser Diciembre (y Navidad), los mejores alojamientos calidad/precio se estaban agotando…así que no lo pensamos dos veces y decidimos comprar los vuelos internos (que también estaban subiendo de precio) y reservar el alojamiento (siempre con posibilidad de cancelación gratuita). Los buses, ferries y demás lo compramos todo sobre la marcha. Por suerte el viaje resultó ser un éxito y, aunque hubo un día que hubiera cambiado, el resto fue todo según lo planeado!

Los que me leéis sabéis que no soy muy fan de la Lonely Planet así que empecé a indagar en blogs de viajeros y empecé a elaborar mi propía guía, la ruta, calculando los tiempos y precios, etc…Para este tipo de viajes me parece muy importante tener una cierta noción de los precios en el transporte, qué vamos a visitar, cómo vamos a llegar a los lugares…ya que esta información previa nos va a ahorrar un tiempo muy valioso durante nuestro viaje.

Aquí os dejo un par de consejos para preparar y planear bien vuestro viaje a Tailandia, Laos y Camboya.

*SEGURO MÉDICO: Como ya os he comentado en consejos de viaje tengo un seguro anual con Alliance, peeero…cuál es mi sorpresa cuando, pocos días antes de viajar, descubro que mi seguro alemán (Technische Krankenkasse – TKK, por si alguno también lo tiene con ellos) también cubre viajes de hasta 8 semanas! Así que me fui de viaje con doble seguro y cancelé el de Alliance! ole y ole!

*VACUNAS: Para viajar a muchos países del sudeste asiático sólo es obligatoria la vacuna de la fiebre amarilla si se viene de un país con riesgo de transmisión de esta enfermedad o si has hecho una escala de más de 12 horas en un aeropuerto con riesgo de transmisión. Como nosotros venimos de la benidita y segura  Alemania no nos vacunamos de nada, aunque lo mejor es que os informéis bien con vuestro médico de cabecera o Centro de Vacunación Exterior o pedir asesoramiento a vuestro médico de cabecera. A pesar de haber riesgo de malaria en este tipo de viajes, dicen que en las zonas turístimas el riesgo es mínimo en comparación con cómo te puede sentar el medicamento contra la malaria (el famoso Malarone). Nosotros no nos lo tomamos, pero no significa que tengáis que seguir nuestro ejemplo! Como digo, mejo consultad con vuestro  médico de cabecera.

*VISADOS: El tema de los visados fue fácil: Tailandia no necesita visado para ciudadanos de la Unión Europea y tanto Laos como Camboya tienen “visa on arrival“, por lo que no había que hacer ningún trámite previo. Para el visado en Laos y Camboya es necesario llevar 1 foto carnet (por país/visado) y pagar las tasas corrrspondientes en dólares americanos. Si no lleváis foto carnet os cobrarán 5$ y, si no tenéis dólares y pagáis en moneda local (que dudo que tengáis), os harán un cambio de divisa muy malo. Es por esto que os recomiendo cambiar dólares en Europa antes de salir de viaje, ya que siempre os vendrán bien para un cambio de moneda. Durante el viaje me enteré de que el visado de Camboya se puede hacer previamente on-line y, aunque no he indagado mucho más en el tema, os recomendaría echarle un vistazo a esta web para ahorraros colas. Os cuento un poco más sobre este tema en cada uno de los destinos que postearé más adelante.

_RUTA_

Tras 4 intentos de tablas de excel y muchas rutas alternativas, el viaje fue el siguiente:

  • Múnich – Bangkok – vuelo con Air China (escala en Beijing)
  • Bangkok – Chiang Mai –  VIP night bus con Mekong Express
  • Chiang Mai – Luang Prabang (Laos) – vuelo con Lao Airlines
  • Luang Prabang – Vang Vieng – Van compartida
  • Van Vieng – Vientiane – Van compartida
  • Vientiane – Nom Pen (Camboya) – vuelo con Lao Airlines
  • Nom Pen – Sihaonukville – Van compartida
  • Sihaonukville – Koh Rong – Speed Boat
  • Koh Rong – Sihaonukville – Speed Boat
  • Sihaonukville – Siem Reap – vuelo con Cambodia Ankor Air
  • Siem Reap – Phuket – vuelo con Air Asia
  • Phuket – Koh Yao Noi – Speed Boat
  • Koh Yao Noi – Koh Phi Phi – Ferry
  • Koh Phi Phi – Phuket – Ferry
  • Phuket – Bangkok – vuelo con Thai Lion Air
  • Bangkok – Múnich – vuelo con Air China (escala en Beijing y un restraso total de 17 horas)

Para poder planear bien la ruta y luego tenerlo todo siempre a mano creé un Google Sheets en Google Drive y luego lo configuré para que estuviera disponible off-line. Aquí os dejo una pequeña plantilla con la info general que me parecía útil (horas, destinos, plan del día, precios orientativos…) para que veáis la estructura. Si creéis que os pueda ser útil, podéis contactarme y os la mandaré por e-mail.

Si pensáis cruzar fronteras entre países por tierra pensadlo dos veces y aseguráos que lo hacéis con una empresa que sea de fiar. Sé de primera mano de un amigo que iba en un autobús con más personas desde Tailandia a Camboya; el conductor del autobús paró a 30km de la frontera y allí se encontraron con policía (corrupta) que les pedía a cada pasajero 200$ para tramitar el visado (que en reallidad cuesta 30$). De no pagar dicha cantidad (o no tener el visado), les dejarían allí mismo, en mitad de la nada. No sé qué tan a menudo pase esto, pero os recomiendo pensar en los pros y contras de ir en bus (y las horas que se tardan), en comparación con un vuelo.

Como veréis más adelante nos quedó una ruta muy intensa pero hemos exprimido cada día y momento y, aunque nos hayan quedado cosas por visitar y explorar, nos hemos hecho una idea de cómo son estos 3 países y hemos reafirmado que somos super fans del sudeste asiático!

_EQUIPAJE_

Así como a Myanmar y a Indonesia llevamos maletas (yo me arrepentí en Indonesia pero no tanto en Myanmar), esta vez decidimos llevar lo imprescindible y llevar nuestras mochilas a cuestas. Esto nos permitiría no tener que facturar, tener nuestras cosas siempre a mano, no tener que arrastrar la maleta por calles sin asfaltar y, sobre todo, cargar con menos “por si acasos”. Lo único malo es que todos los líquidos teníamos que llevarlos en botes pequeños, pero bueno, también ahorras en espacio! Ah, y ojo porque tampoco se pueden llevar tijeras ni objetos punzantes! Durante el viaje vimos muchísimos mochileros pero también gente con maletones que no podían ni moverlos.

En el post “equipaje mochilero” os cuento un poco más sobre este tema!

Listos para preparar vuestro viaje? Aquí encontraréis los enlaces con la información práctica de cada destino:

  • Tailandia: Chiang Mai (y excursión a Chiang Rai) – Koh Phi Phi – Koh Yao Noi – Phuket – Bangkok
  • Camboya: Siem Reap (y los Templos de Angkor) – Koh Rong
  • Laos: Luang Prabang – Vang Vieng – Vientiane